domingo, 27 de octubre de 2019

El Seprona intercepta varios cepos envenenados

infoJUCAR | La investigación se centra en una parcela de Cocentaina
La Guardia Civil de Alicante ha detenido a un hombre de 63 años, residente en la comarca de El Comtat, como presunto autor de varias infracciones a la Ley del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad, Ley de Sanidad Vegetal, así como el reglamento de armas.

Esta detención es el resultado de una investigación llevada a cabo por el Seprona de la Guardia Civil tras la detección, por parte de un perro, de una sustancia granulada de color negro en un bote de cristal, que contenía un pesticida restringido utilizado habitualmente para cebos envenenados en una parcela agrícola de Cocentaina, durante un reconocimiento de la zona en la que fue hallada. Por otra parte, varias denuncias sobre envenenamientos en las comarcas de L’Alcoià y El Comtat, sucedidos hace unos meses, también propiciaron la investigación de la Guardia Civil.
Posteriormente a la detección del pesticida mencionado, los agentes llevaron a cabo una inspección más exhaustiva de la parcela donde encontraron numerosas artes prohibidas para la caza tales como: 2 cepos metálicos para caza, 2 jaulas-trampa sin tener la autorización para su tenencia/uso, un aparato eléctrico reproductor de cantos y sonidos de especies cinegéticas, varios manojos de espartos usados para la captura de aves, además de 3 armas largas indocumentadas, una escopeta municionada para su uso aun estando fuera de veda, 386 cartuchos de diversas marcas y calibre y 2 cajas de balines; y por último, dos urracas presuntamente capturadas con las jaulas-trampa que fueron encontradas en la parcela.
Tras incautar todo el material, la conclusión de la Guardia Civil es que la persona detenida realiza la caza con asiduidad y sin respetar las épocas de veda.
En el proceso de la operación han colaborado los Grupos Cinológicos de Valencia y Madrid ya que están dotados de unidades caninas especializadas en la detección de cebos envenenados.
Levantamiento de actas
Como resultado de la investigación, la Guardia Civil ha procedido a levantar acta por 3 infracciones a la Ley del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad, 4 infracciones a la Ley de Sanidad Vegetal, 8 infracciones al Reglamento de Armas, al decomiso de estas y de las artes anteriormente mencionadas. Además, el pesticida de uso restringido fue trasladado a una instalación homologada de Valencia. La Guardia Civil señala, en una nota de prensa, que la detección del cebo envenenado “es muy complicada, tanto por el esmero que se pone en su ocultación, como por la alta toxicidad que tiene, pues suele tratarse de un pesticida de uso restringido, potencialmente dañino para la fauna salvaje, doméstica y para los seres humanos”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario