lunes, 3 de febrero de 2020

Cullera abre al público l'Abric Lambert, unas pinturas rupestres ocultas desde la Edad de Bronce


infoJUCAR | Pondrá en marcha trabajos de excavación en busca de más representaciones artísticas históricas en la montaña
La localidad valenciana de Cullera abre al público desde este lunes las pinturas rupestres de l'Abric Lambert, ocultas desde la Edad de Bronce, y pondrá en marcha trabajos de excavación en busca de más representaciones artísticas históricas en la montaña.

Este "pequeño gran tesoro", Patrimonio de la Humanidad como parte del Arte Rupestre Mediterráneo desde 1998, es visitable gracias a la pasarela peatonal que sortea las dificultades orográficas que dificultaban la llegada hasta el yacimiento, con una inversión de 146.000 euros del Ayuntamiento y la Generalitat.
La entrada al abrigo rocoso era extremadamente complicada, ya que debía hacerse a través de una parcela privada y prácticamente montaña a través. Esto impedía su visita en condiciones normales, el acceso de expertos para el estudio de las pinturas y, lógicamente, su uso como elemento de dinamización turística, destaca el consistorio en un comunicado.

Ahora, la zona se ha acondicionado con una estructura de acceso peatonal mediante una escalera metálica con inicio en la calle Lloma dels Cabeçols. Este proyecto, elaborado por la Concejalía de Patrimonio Histórico y Museos, contó con cofinanciación del 50% por parte de la Generalitat a través de los fondos europeos Feder.
De cara al futuro, el Ayuntamiento de Cullera promoverá nuevas investigaciones para descubrir si en l'Abric o en sus alrededores existen más muestras de arte rupestre, algo que los expertos creen bastante probable, como ha avanzado el alcalde, Jordi Mayor, en la inauguración.
L'Abric es una de las mayores riquezas patrimoniales con las que cuenta Cullera, pero también es "la gran desconocida" por la mayor parte de la ciudadanía, por lo que el proyecto busca poner las pinturas en valor y acercarlas a vecinos y visitantes.
"Estamos descubriendo para la gente nuestro propio pasado que nos enmarca en el presente", ha manifestado el conseller de Hacienda y Modelo Económico, Vicent Soler, destacando efecto multiplicador de los esfuerzos entre la Generalitat y el Ayuntamiento de Cullera por recuperar el patrimonio y la identidad histórica.
A nivel técnico, las pinturas rupestres pertenecen al arte esquemático y se caracterizan por la esquematización, simplicidad y la síntesis de las figuras, "viéndose todo reducido a la mínima expresión" y formando escenas entre personas y las divinidades, como ha explicado el arqueólogo y técnico municipal de patrimonio Kike Gandia.
En definitiva, el objetivo es que el yacimiento capte la atención del público como la muestra de arte rupestre parietal más cercana a la ciudad de València. La intervención surgió a raíz de las obras de hace seis años, de protección mediante un cerramiento perimetral del abrigo rocoso, señalización, limpieza y recuperación de los motivos pictóricos y consolidación y protección.
El abrigo rupestre se encuentra en un estado "inmejorable". Recientemente , técnicos de patrimonio de la dirección general de Cultura de la Generalitat comprobaron a pie de obra que tanto las pinturas rupestres como el cerramiento, las consolidaciones efectuadas y los trabajos de protección estaban en perfectas condiciones de conservación.
L'Abric Lambert se sitúa en la montaña de Cullera, también conocida como "la montaña del Oro", que forma parte de los relieves más meridionales del sistema ibérico. Está en una abertura rocosa que la erosión de los materiales calcáreos creó en sentido horizontal en la vertiente oeste, ubicado a unos 65 metros sobre el nivel del mar y en una posición dominante respecto al control del territorio y las llanuras de aluvión del rio Xúquer.

No hay comentarios:

Publicar un comentario