La Diputación adjudica las obras de la conexión ciclo-peatonal entre Anna y Chella


infoJUCAR | La inversión ascenderá a cerca de 660.000 euros
La Diputación de Valencia ha hecho pública la formalización del contrato de las obras para la creación de la conexión ciclo-peatonal y ampliación de plataforma entre las poblaciones de Anna y Chella, en la Canal de Navarrés. Así, tras la puesta en marcha del concurso público, los trabajos han sido adjudicados a la UTE (Unión Temporal de Empresas) formada por Edifesa Obras y Proyectos, S.A. y Construcciones y Obras Llorente, S.A. (abreviado en UTE Anna-Chella) por un importe neto de 558.834,00 euros.

La conexión ciclopeatonal entre ambas localidades es un proyecto que tiene por objetivo mejorar el trazado de la carretera, así como su ampliación, con la incorporación de arcenes y el aumento de su anchura, de manera que toda la vía que conecta ambas localidades reúna las condiciones óptimas de seguridad.
Además, también se pretende adecuar la vía ciclo-peatonal, de aproximadamente 1,80 metros de anchura y pavimento de hormigón, que se encuentra en avanzado estado de deterioro y que presenta graves deficiencias en cuanto a su funcionalidad y seguridad, al no existir separación física respecto al tráfico motorizado que puede invadir el espacio utilizado por estos usuarios altamente vulnerables.
La actuación en la carretera pretende ampliar la plataforma de la CV-580 entre las glorietas de finalización de la Variante de Anna y comienzo de la Variante de Chella, en una longitud aproximada de 550 metros. En cuanto al itinerario ciclo-peatonal, la actuación consiste en la adecuación del espacio actual del andén peatonal de manera que permita la colocación de un separador físico de hormigón de 40 cm de anchura y algo más de 30 cm de altura, para disponer de un ancho medio de 2,50 m a lo largo de todo el recorrido. El proyecto también contempla la iluminación de toda la conexión ciclo-peatonal mediante báculos de 7 m de altura con luminarias de tipo LED de 33,5 W.
Asimismo, también se aprovechará para renovar la señalización vertical y horizontal de la vía, además de mejorar los drenajes. Todas estas actuaciones responden a una demanda vecinal, ya que el tramo actual comprendido entre las variantes de Anna y Chella presenta una intensidad media diaria de circulación, de acuerdo con los aforos realizados por la Diputació de València en el año 2015, que supera los 5.900 vehículos diarios, con un porcentaje de pesados superior al 2%.
Esta carretera, entre las poblaciones de Anna y Chella, discurre desde la variante de Anna hasta la variante de Chella, ambas ejecutadas en los últimos años, conectando dichas variantes que finalizan en sendas glorietas por medio de un tramo recto de 550 m aproximadamente. El casco urbano de ambas poblaciones se encuentra a una distancia inferior a un kilómetro, hecho que propicia un elevado tráfico peatonal y ciclista.
Plan de Movilidad Ciclopeatonal
La creación del carril ciclopeatonal entre Anna y Chella forma parte del Plan de Movilidad Ciclopeatonal, que, tal como recuerda el diputado de Carreteras, “permitirá vertebrar las comarcas valencianas, desde la perspectiva de la movilidad sostenible, mediante la creación a lo largo de los próximos 8 años de más de 130 kilómetros de rutas ciclopeatonales en un centenar de municipios valencianos”.

Comentarios