viernes, 26 de abril de 2019

La Generalitat aprueba el nuevo proyecto de transporte en autobús que mejora la oferta y el servicio de La Ribera


infoJUCAR | El servicio previsto integra las conexiones entre todos los núcleos de la zona, además de la conexión con Alzira, Algemesí y el Hospital de La Ribera
La Conselleria de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio ha aprobado el nuevo proyecto de servicio público de transporte de viajeros CV-110 de La Ribera después del proceso de información pública donde han presentado propuestas ayuntamientos, entidades y empresas, tal y como publica el Diario Oficial de la Generalitat Valenciana (DOGV).

El nuevo contrato optimiza la actual oferta y atenderá una población de 80.623 habitantes para lo que se configura sobre la base de 5 autobuses que realizarán 504.526 km anuales.
El servicio previsto por la Generalitat integra las conexiones entre todos los núcleos del ámbito prestacional, además de la conexión con Alzira, Algemesí y el Hospital de La Ribera.
La ordenación del servicio forma parte de la reordenación completa en toda la Comunitat que ha realizado la Generalitat y que anunció la consellera de Vivienda, María José Salvador, en noviembre de 2017 para garantizar el transporte público en el 100% de los municipios.
Mejoras incorporadas en la participación pública
Como resultado de la aceptación de las alegaciones presentadas, se ha estimado la solicitud del ayuntamiento de Sueca de añadir una parada en la urbanización Bega Mar durante los meses de julio y agosto, con una expedición ida y vuelta de lunes a viernes laborables y que conecta la misma con el municipio de Sueca y El Perello, de forma que se garantiza la conexión con Valencia y con los centros de atracción de Sueca como son el centro de Salud y el ayuntamiento, además de la conexión mediante transbordo con Alzira y el hospital de La Ribera.
Características del nuevo contrato
Este nuevo contrato integra, por una parte, los tráficos de los municipios de la comarca de La Ribera Baixa, que venían siendo atendidos por las anteriores concesiones CVV-205 Cullera - Sueca - Alzira, la CVV-230 Algemesí -Cullera con prolongación a Alzira y algunos tráficos que venían siendo cubiertos por la concesión CVV-215 Carcaixent - Polinyà de Xúquer - València.
Se estructura en 5 líneas principales: La línea 1 (Cullera- Sueca- Albalat, Hospital- Alzira). Línea 2 (Almussafes- Sueca- Algemesí). Línea 3 (Sueca- Favara- Alzira). Línea 4 (El Perelló- Corberá- Alzira) y Línea 5 (El Perelló-Sueca).
Entre las mejoras en días laborables la línea Sollana y Almussafes pasa de 1 expedición por sentido a Alzira, a 5 expediciones de ida y vuelta con Sueca, Algemesí y Alzira mediante transbordo. Sueca pasa de 6 expediciones de ida y 9 de vuelta a 17 de ida y vuelta que le conecta son Alzira, 13 por sentido que le conectan con Cullera y 5 por sentido que le conectan con Algemesí.
Albalat de la Ribera, Benicull del Xúquer, Polinyà del Xúquer y Riola, pasa de 3 expediciones ida y vuelta a 9 expediciones de ida y 7 de vuelta con Alzira y con Algemesí y, finalmente, Corbera y Cullera pasan de 8 expediciones de ida y 9 de vuelta a 15 de ida y 15 de vuelta con Alzira.
El nuevo proyecto incorpora una conexión de los municipios que no cuentan con servicio ferroviario con las estaciones de Renfe de Alzira y Algemesí para que coordinen con las líneas de ferrocarril con destino a València. Destaca también la conexión directa con los principales nodos de atracción de los municipios del ámbito, como son el Hospital de la Ribera en Alzira, el centro de especialidades en Sueca, Algemesí y Cullera y la conexión con las estaciones de Renfe para su desplazamiento a València. Además, se dota a Favara de una conexión comarcal con Sueca que a día de hoy no existía.
Todos los vehículos adscritos al contrato cumplirán con la directiva europea de accesibilidad y demás características establecidas en la ley de Accesibilidad Universal al Sistema de Transportes de la Comunitat Valenciana; deberán estar homologados y cumplir con la normativa vigente en el momento de su adscripción.
Asimismo, los vehículos estarán equipados con un moderno Sistema de Ayuda a la Explotación (SAE), basado en sistemas de localización geoposicionada por satélite, y comunicaciones de datos de última generación, que proporcionará en tiempo real la información requerida por la Direcció General d'Obres Públiques, Transport i Mobilitat.
El objetivo general que persigue el nuevo modelo de transporte es lograr la mayor eficiencia y sostenibilidad del sistema en el medio/largo plazo.
El plazo del nuevo contrato será de 10 años y necesitará una aportación económica de la Administración para cubrir el déficit de explotación de 350.770,24 euros anuales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario