Bailando con zorros


infoJUCAR | “Los he visto corriendo al trote en los atardeceres por las quebradas del Nacimiento, a menos de 5 metros cerca de mí y en un instante desapareciendo... como fantasmas en la penumbra de la noche”
© Notas de Campo de Pedro Montoya El famoso maese raposo, listo como ninguno y perseguido por los hombres desde tiempos inmemorables, haciendo un poco de historia, sobre el año 1.534 se marca como el primer intento conocido de la caza del zorro, teniendo lugar en Inglaterra. Allí, los agricultores utilizaban sus perros para dar caza a los zorros como una forma de control de plagas, pero no  fue hasta del siglo XIX en la aristocracia de Inglaterra donde se les persiguió cruelmente.

El zorro es un hábil cánido, muy difícil de observar durante el día, sale al atardecer, durante la noche y al amanecer suele retirarse a sus cubiles o refugios, es omnívoro, se alimenta prácticamente de lo que encuentra en su camino, desde lagartos, ratones, conejos, hasta insectos, bayas, frutos silvestres, anfibios, cangrejos de río..etc.
Los he podido ver corriendo al trote en los atardeceres por las quebradas del Nacimiento, a menos de 5 metros cerca de mi y en un instante desapareciendo... como fantasmas en la penumbra de la noche…también los he podido ver cruzando a gran velocidad por caminos forestal, se suelen parar para observar el entorno, siendo un momento unico para poderlos fotografiar, de hecho es muy huidizo ,pudiendo ver sus huellas a la vera de los ríos Cantaban y Reconque o en las fuentes naturales que surgen de las entrañas de la tierra.
"Por la protección de los zorros... unos animales de nuestros campos y montes que es necesario perpetuar en los hábitats y con suerte poderlos ver recorriendo los lindes de los campos, las quebradas ..."En un pensamiento en voz alta que intento transmitir"


Comentarios